Tarta de chocolate y fresa o el pecado hecho pastel

/
46 Comentarios
Creo que el chocolate, más que cualquier otro ingrediente, es un vicio adictivo y culpable. No nos engañemos, algo malo tiene que tener cuando sabe tan bueno.

Yo, como buena golosa, soy fan enfervorizada del chocolate, pero no en tableta, ni en elegantes bombones o políticamente correctas versiones 70% : soy fan del cacao dulce, lascivo y engordante. Y hoy os traigo un buen ejemplo de ello, tierno y húmedo bizcocho de chocolate, con fresas, nata, queso y una decadente crema de trufa. Slurp.


Si existe el hada madrina de la pastelería encochinante y pecaminosa, sin duda está en EEUU/YUESAI. Allí saben conjugar como nadie el aspecto tentador con la golosinería más absoluta. Y una de sus maestras (o al menos de las mías) es Amanda Rettke, un ama de casa de Minnesota que en vez de ver Sálvame y tomar vermús, hace pasteles impresionantes en su blog I am baker.

Aunque nunca conseguiré sus acabados perfectos ni sus multicapas de colores, me consuelo con sus excelsas recetas altamente perjudiciales para la línea. En busca del pastel de chocolate definitivo descubrió esta tarta que os dejo hoy,  que yo también considero la reina de los postres hiperchocolateados. La adapté a mi chapucera manera, porque como se puede ver, mi pastel no se parece en nada al suyo...

¡Y tampoco ahora he encendido el horno! ¡Esta receta la hice hace mes y medio!



Tarta de chocolate y fresa:
Dificultad, así de primeras: principiantes. Probabilidad de complicaciones: cortarte el dedo al partir el bizcocho. Presentación: preciosa. Sabor: a vicio. Recetas de inspiración: I am baker

Ingredientes para el bizcocho, 20 cm de diámetro y 3 pisos de altura:
220 gr. o 1 3/4 tazas de harina
380 gr. o 2 tazas de azúcar
70 gr. o 3/4 de taza de cacao puro en polvo
2 cucharaditas (de postre) de bicarbonato
1 cucharadita de polvos de hornear (Royal)
1 cucharadita de sal
240 ml. o 1 taza de buttermilk (o la misma cantidad de leche con una cucharada de vinagre o zumo de limón, a temperatura ambiente durante 15 min. hasta que se corte)
120 ml. o 1/2 taza de aceite de girasol
2 huevos grandes a temperatura ambiente
1 cucharadita de esencia de vainilla
240 ml. o 1 taza de café reciente


Preparación:
En un bol, mezclamos los ingredientes secos tamizados: harina, azúcar, cacao, bicarbonato, levadura y sal. Revolver hasta integrar unos con otros.

Precalentar el horno a 180 grados y preparar el molde engrasándolo. Puede ser redondo, cuadrado, desmontable, también podéis hacer cupcakes...

En otro recipiente, batir los ingredientes húmedos: el buttermilk, el aceite, los huevos y la vainilla. Hay que añadir esta mezcla a la de los ingredientes secos, batiendo suavemente. Agregar finalmente la taza de café caliente y mezclar para homogeneizar la masa, que quedará bastante líquida. 

Rápidamente para que no empiecen a funcionar los gasificantes antes de tiempo, llenamos el molde y lo metemos en el horno, dejándolo entre 35 y 45 minutos. A partir de la media hora podéis meter una brocheta larga en el centro del pastel para comprobar si sale limpia, y tapar la parte superior con un papel albal para que no se queme. 

AVISO: sube muchísimo, es genial para hacer pisos pero si no tenéis un molde alto tendréis que forrarlo con papel de horno asomando hacia arriba para que la masa no se desborde y siga creciendo.

Como podéis ver aquí, el bizcocho queda aireado, esponjoso y de color muy oscuro!

Hasta aquí la base académica de la tarta, desde este momento sois libres de rellenarla de lo que queráis, adornarla como os dé la gana, etc...

Como tenía a mano fresas de temporada, yo ideé una especie de relleno con nata montada, queso mascarpone para darle consistencia y que no desapareciera por el peso del bizcocho, y azúcar. A esta crema le añadí fresas picadas. Todo esto a ojo de buen cubero, claro.

Nata montada, azúcar, fresas y mascarpone
Almíbar de fresa

El bizcocho lo corté con la lira en 3 pisos, y los emborraché con almíbar de fresa (mermelada de fresa aligerada con agua al fuego). Recordad que para que no se salga el relleno, el almíbar no tiene que llegar al borde exterior del bizcocho.

La parte exterior de la tarta iba recubierta de una trufa o ganaché de chocolate, cuya preparación ya os he explicado en otra ocasión. Es muy importante batir la ganaché ya mezclada y refrigerada, para que se monte la parte de nata y quede en vez de una crema dura, una mousse suave y fundente.


Y ya está! Intentad alisar la ganaché lo más posible, porque si luego metéis la tarta a la nevera se endurecerá y será más difícil corregir los errores. Por encima, podéis poner unas fresas cortadas como yo, o usar otra fruta, virutas de chocolate... Y disfrutad sin remordimientos!



Entradas relacionadas

46 comentarios:

  1. Madre mía! Te ha quedado espectacular, y eso que yo no soy de mezclar las frutas con el chocolate, pero vamos, me comía ahora un buen trozo de tarta :D
    Un beso!

    ResponderEliminar
  2. Con lo que me gusta el chocholate sabia que me gustaria,así que te copio la receta que tiene que estar de vicio.
    Besotes

    ResponderEliminar
  3. Creo que definitivamente el segundo título le encaja mucho mejor. Es un pecado absoluto. A mí me ocurre como a ti, el chocolate puro no me va mucho, lo prefiero con toneladas de azúcar.

    Con solo ver las fotos engordo y me alimento de estas súper tarta.

    Besitos

    ResponderEliminar
  4. Ayy, yo tambien soy una fan de I am baker, pero con mi nivel de ingles me contento con mirar las fotos.. jajajja
    Una receta buenisimaaa, me chiflan los bizcochos muy oscuros! Seguro que lo pruebo!

    ResponderEliminar
  5. Mmm.... qué haré yo que soy fan del chocolate en todas las versiones! Lo bueno es que si compensás los delices con gimnasio, no se te pega tanto al cuerpo (al menos, en la parte de afuera). Para los cumpleaños de la familia hago siempre una que es casi igual, solo que en una de las capas, en vez de crema y frutillas, le pongo dulce de leche! Eso la hace mucho más engordante, pero nuestro paladar ya está así, mal acostumbrado. Buenísimas las fotos. Viste cómo cuesta fotografiar la cubierta, no? Yo traté un montón de veces, pero el ganache, cuanto más espeso, menos fotogénico queda. Besos Bizcayanne!

    ResponderEliminar
  6. No he visto la de I am baker, pero la tuya al menos tiene muy buena pinta, tanto que dan ganas de darle un boca´o!

    ResponderEliminar
  7. Que rica por Diossssssssssss y las fotos estupendas.

    Encantada de conocerte guapetona, me quedo por aquí, ya que yo también soy muy golosa, jajaja!!

    Si te apetece te invito a seguir mi blog.

    Un abrazo y hasta pronto!!

    ResponderEliminar
  8. Ay cielo mío, cómo me gusta leerte... y pedazo de tarta maja, me has dado un montón de ideas para posteriores realizaciones "tartiles" jeje, hasta igual cambio un par de cosas que tenía entre manos para el viernes (ummmm, buf, no sé qué hacer!!! me han entrado dudas). Besazos de norte a norte. ;D
    PD a mi tb me gusta mucho i am baker

    ResponderEliminar
  9. OMG!! amo el chocolate y me imagino esto.... se me hace agua la boca jajaja!
    tendré que probarlo (no se cuando.. pero espero que pronto)
    Cariños!

    ResponderEliminar
  10. mmmm deliciosa! q torta mas increible, para las fanas del chocolate!

    ResponderEliminar
  11. Muy muy buena,realmente de vicio.
    Viva el chocolate!!!
    Miguel
    lareposteriademiguel.blogspot.com

    ResponderEliminar
  12. Nada que envidiar a Amanda Retkke, la tuya se ve de pecado total. Besitos.

    ResponderEliminar
  13. Mmmmmm dios que pecado de tarta!!!! Me apunto la receta para intentar hacerla, parece ideal para luego recubrirla con fondant, muchas gracias!!! Menuda pinta tiene artista!

    ResponderEliminar
  14. Acabo de dejar todo el escritorio recubierto de baba por culpa de esas fotos... Pero que cosa tan buena!!!
    Me has dado en mi punto débil: El chocolate. (Momento Homer)
    Por cierto, no sabia que la ganaché se puede montar después de fundir el choco. Y yo que siempre la dejo endurecerse... Humm! Esto lo tengo que probar!

    Besitos guapa.

    ResponderEliminar
  15. ¡Madre del amor hermoso! ¡Qué pintaza!

    ResponderEliminar
  16. madre mia! esto tiene que ser pecado!!:)

    ResponderEliminar
  17. Aqui una pecadora que viene a buscar su porción... yo consumo hasta la palabra...jajajaj
    oigo chocolate y voy corriendo... que maravilla de tarta

    Besos

    ResponderEliminar
  18. Buah, que tentación!! Tienes razón, en ningún sitio como en EEUU saben de estas postres bomba caliríficos.
    Sitos

    ResponderEliminar
  19. Babeando, me tienes, tengo toda la pechera de la camiseta mojada, tendré que cambiarme por tu culpa. Esto tiene que ser delito, QUE LA DETENGAN!!!!
    Bromas a parte, sensacional, dan ganas de meterse en la cocina y hacerla ya.
    Gracias por pasarte por mi humilde blog, ha hecho que te conociera, así no podré perderme nunca más ninguna de tus delicias.
    BIquiños

    ResponderEliminar
  20. @monik lo es, lo es, no sé si pecado venial o mortal...

    Dïselo a mi primo Rober que se comió casi la mitad él sólo :D

    ResponderEliminar
  21. Todavía sigo por aquí, relamiéndome. Madre mía, creo que ya ha cogido dos quilos.

    ResponderEliminar
  22. Pero cómo nos haces esto en plena operación bikini!? Voy a tener que pasarme a la operación burka.
    Una pinta de miedo!

    ResponderEliminar
  23. me quedo con lo del pecado!!!!! genial! besitos guapa

    ResponderEliminar
  24. me encanta tu blog, ahora mismo te pongo un enlace en el mío!!

    ResponderEliminar
  25. ¡Que pinta! Me está entrando un hambre...

    ResponderEliminar
  26. Tiene una pinta increible, menuda esponjosidad tiene el bizcocho, es una pena no poder probarla, un beso

    ResponderEliminar
  27. Me encanta el chocolate!!!! esta tarta es simplemente Perfecta!!

    ResponderEliminar
  28. yo peco con mucho gusto,divino te ha quedado
    beso
    miquel

    ResponderEliminar
  29. Estas segura que no congelaste ni un poquitín de esta maravilla? Madre mía! Es que saldría para Bilbao ahora mismo a buscarlo! Qué risa con la descripción de Amanda, pero es verdad que también se me van los ojos con sus posts (que tiene mérito que ya advierta lo de las calorías en la cabecera de su blog jejejejjeje)
    Gracias por la receta, te ha quedado de sueño!

    ResponderEliminar
  30. A mi me parece espectacular! Y además lo mejor es ir haciendo alguna cosilla a ojo de buen cubero ¿verdad? felicidades por que te ha quedado de vicio. Besos

    ResponderEliminar
  31. Una tarta espectacular, me encanta el uso del buttermilk en los bizcochos, la textura que da es maravillosa. Te ha quedado de lujo.

    Bicos

    ResponderEliminar
  32. Hasta a los no chocolateros entre los que me incluyo nos presentas esto y morimos:) que rico me encanta la combinación con la fresa.
    Besicos sorianos:)

    ResponderEliminar
  33. Eres malvada... muy malvada... que cosa más rica! Diosssss mi culo te pondrá una vela negra antes de que publiques algo más!!! :D

    ResponderEliminar
  34. Que ricoooo!!!!! Me encanta el chocolate. Supongo que no habrán quedado ni las migas de éste pastel! Se ve exquisito.
    Saludos.

    ResponderEliminar
  35. uf menuda pinta tiene esta tartita xd se ve terriblemente buenaaaa el neskuit de fresa lo puedes conprar en el carrefur,o en la tienda online la casita dulce de las flores animate k son faciles de hacer y kedan muy ricos grs x comentar y entrar a mi blog un saludo cualkier coita x aki ando ;)

    ResponderEliminar
  36. Madre mía!!!!, esto es pecado mortal de necesidad, que cosaaaaaaaaaaaaaaaaaa más buena.
    No conocía tu blog pero, ahora que lo he descubierto, por aquí me quedo, me encanta!!! y, con tu permiso, me llevo esta receta.

    Un besote!!!

    ResponderEliminar
  37. Guauuuu!!
    Que despliegue de colores y sabores ricos!!
    Me encanta el chocolate, ese bizcocho tiene una pinta bueniiisima, me encantaría nadar el él, y en esa crema de chocolate, uufff.
    Genial
    Besines
    Nieves

    ResponderEliminar
  38. ¡Pol Dio! ¡Pol Dio! No tengo palabras.... es que se me ha hecho la boca agua, casi me ahogo! Delicioso!!!

    ResponderEliminar
  39. Kaixo! gracias por pasarte por mi blog paisana ;)
    Me encanta tu blog voy a apuntarme varias recetas para hacer jeje así que voy a seguir tu blog :D

    Muxuk

    ResponderEliminar
  40. Hola mi niña,he visto que me sigues en mi blog y vengo a conocer el tuyo y viendo esta maravilla ya me quedé pegada a la pantalla jajjaja
    que ricoooooooo!!!!
    me quedo por aquí curioseando ^^
    besotes!! ;))

    ResponderEliminar
  41. Divino, divinooooo!Jajaja! Soy Conchi, de El Farito de Azúcar. Me encanta tu blog y tu forma de explicarte, eres un encanto! Y esta receta... me da que soy del grupo de adictos al chocolate, como ya puse en mi blog. Pienso empaparme de toooooodo lo que haces, un saludito, guapa!!!

    ResponderEliminar
  42. Buenos días Biscayenne, una tarta estupenda con un corte fenomenal, ideal para los golosos como yo. Muchas gracias por visitar mi blog, gracias a tu visita yo he conocido el tuyo, y me parece estupendo ver en el tantas cosas buenas, así que me quedare por aquí.
    Un saludo Paco

    ResponderEliminar
  43. Me encanta tu última frase "Y disfrutad sin remordimientos!" Me encanta el bizcocho tan negro y la ganaché! Y ese almíbar de fresa, qué delicia de tarta!
    No puedes hacer estas cosas!!menos mal que seré fuerte y me resistiré a después del verano, que tengo boda y a ver quien se embute el vestido así...Aunque estoy pensando en hacerla para mi cumple, pero noooooo, que quedan unas semanas y en septiembre boda... La que me acabas de liar Anita!
    Un besote y buen finde!!

    ResponderEliminar
  44. Que delicia de tarta, se ve increible.

    ResponderEliminar
  45. Ainsss... me estás tentando; y eso que no soy partidaria de los bizcochos hechos con cacao (me gusta el sabor y la cremosidad de los bizcochos hechos de chocolate fundido). Esta tarta creo que puede hacer que cambie de opinión...
    Las fotos, como siempre, impecables e impresionantes.

    ResponderEliminar

Biscayenne. Con la tecnología de Blogger.